Siguen este blog

martes, 5 de agosto de 2008

Los campos de concentración franceses

Ya el 12 de noviembre de 1938 el gobierno francés presidido por Daladier promulgó un Decreto Ley en el que mencionaba a los "extranjeros indeseables" (refiriéndose evidentemente a los españoles) y proponía la expulsión de todos ellos. El 5 de febrero de 1939 y presionado por parte de la opinión pública, Daladier --que había bloqueado la frontera e impedido el paso de los refugiados-- permitió finalmente la entrada en masa de los huidos por la frontera que hasta entonces había permanecido oficialmente cerrada.

Ante la avalancha y sin miramiento alguno, el gobierno francés separó a los hombres de las mujeres y a los oficiales de la tropa. Todos fueron maltratados, mal alimentados y concentrados en zonas descampadas y alambradas tal como si fueran prisiones al aire libre, vigiladas por soldados coloniales marroquíes y senegaleses y disfrazadas o maquilladas como “campos de internamiento para refugiados” distribuidos por todo el país. A remedo de lo sucedido en el interior de España, toda Francia se convirtió también en una inmensa prisión para los republicanos antifranquistas.

El primer "centro especial" para acoger a los refugiados fue instalado por decreto el 21 de enero de 1939 en Rieucros (Lozère), cerca de Mende. Muy poco después, estos "estacionamientos temporales" se convirtieron en "reclusión administrativa" y en pocos meses se creaban el resto de los campos de internamiento. El 25 de febrero de 1939 Francia reconoció al gobierno franquista e intercambió embajadores (ver en este blog la entrada dedicada a la "Traición de Francia"). Poco después, entre marzo y abril de 1939 se crearon seis centros en las periferias de los Pirineos Orientales para el internamiento de milicianos: en Bram (Aude) reservado a los ancianos; Agde (Hérault) y Riversaltes (Pirineos-Orientales) destinado a los catalanes; Sepfonds (Tarn-et-Garonne) y Le Vernet (Ariège) para los obreros y Gurs (Basses Pyrénées). Estos dos últimos centros fueron los campos franceses más importantes y funcionaron hasta 1944, encerrando y exterminando a judíos, españoles, rumanos, gitanos y otros europeos indeseados para los nazis y para una parte importante de los franceses. El ya mencionado de Le Vernet era conocido como “campo represivo” en el que se debía encerrar a los “individuos peligrosos para el orden público y la seguridad nacional”, en general comunistas y dirigentes de las Brigadas Internacionales. A estos centros de internamiento se le sumaron otros como Argèles-sur-Mer, Saint-Cyprien (sumando ambos más de 180.000 internados), Prats-de-Molló y otros más pequeños como Gurs (con 23.000 excombatientes españoles y 7.000 brigadistas), Noé y Barcarès (cerca de 150.000 refugiados).

A mediados de marzo de 1939, Robert Capa visitó el enorme campo de la playa de Argelès-sur-Mer dónde estaban encerrados en ese momento más de 80.000 republicanos españoles. Capa describió este campo o "un infierno sobre la arena: los hombres allí sobreviven bajo tiendas de fortuna y chozas de paja que ofrecen una miserable protección contra la arena y el viento. Para coronar todo ello, no hay agua potable, sino el agua salobre extraída de agujeros cavados en la arena".

Ante estas terribles condiciones disuasorias planteadas cruelmente por el insensible gobierno francés y tras recibir un mensaje supuestamente conciliador de Franco garantizando inmunidad para todos aquellos libres de "delitos" de sangre, muchos de los huídos se plantearon el regreso. De los 550.000 republicanos que cruzaron los pasos fronterizos franceses antes de abril de 1939, al menos 250.000 --entre hombres, mujeres y niños-- atendieron y dieron credibilidad a las promesas de perdón de los franquistas y regresaron a España. Decenas de miles de ellos lo pagaron con sus vidas, pues todos fueron interrogados a su regreso y los hombres detenidos para su concentración y clasificación de cara al establecimiento de las responsabilidades que pudieran determinar los vencedores, los cuales impusieron condenas a muerte a muchos de ellos y penas milenarias de prisión a los que no fueron asesinados ante los pelotones de fusilamiento.

Nuevamente, muchas de las imágenes que traigo aquí son poco frecuentes y algunas de ellas aparentemente inéditas. Han sido extraídas de las miams fuentes que en la entrada anterior, es decir, que la mayor parte son fotografías de muestra del catálogo de una colección de postales sobre el paso de los puestos fronterizos y la retirada, que está a la venta en en la página http://www.elcondeingles.com/, en su sección de "Militaria; Guerra civil española", y que por su indudable valor documental os hago llegar aquí, a pesar de la bajísima resolución de las borrosas fotográfías. Otras proceden de imágenes de uso público consultables en http://www.corbis.com/ y en http://www.flickr.com/, normalmente bajo el criterio e búsqueda "guerra civil" o "spanish civil war" y a poder ser en blanco y negro. Por último, algunas --unas pocas-- de las fotografías han sido tomadas de la excelente página http://www.sbhac.net/, para la que reitero mi recomendación de lectura sosegada por su gran calidad.


Red de campos de concentración para españoles republicanos en Francia.


Barcarés. Vista parcial del campo de concentración Chauvin número 23.


Port Vendres, Campo de Barcares.


Campo de Barcares: construcción de barracas destinadas a los refugiados.

Aporte de material para la construcción de barracas destinadas a los refugiados.


Argeles. Preparación de la carne que se va a servir de alimento a los refugiados.


Colliure. caballos de la Brigada Lister acorralados en terrenos de Miradau.


Colliure, Miradau

Refugiados conducidos bajo guardia armada al campo de concentración.


Excombatientes republicanos y antifranquistas son conducidos al Campo de concentración de Argeles sur Mer.


Refugiados conducidos bajo guardia armada al campo de concentración.


Refugiados dirigiéndose hacia Argeles, transitan por la carretera del Boulou.


Dos milicianos que aún conservan el buen humor acaban de entrar en Francia.

Republicanos tras las alambradas y bajo guardia armada, en Argeles sur Mer.


Una imagen menos conocida que la anterior, en la que también se ven a republicanos y antifranquistas tras las alambradas y bajo guardia armada, en Argeles sur Mer.

Banda de música de republicanos y antifranquistas españoles presos en campo de concentración francés.

Republicanos y antifranquistas en campo de concentración francés.


Republicanos y antifranquistas en campo de concentración francés. 16 de febrero de 1939.

Republicanos españoles aseándose y desparasitándose en la playa de Argeles Sur Mer, 12 de febrero de 1939.


Saint Cyprien: una vista parcial del campo.


Refugiados bajo guardia armada en el campo de concentración francés.

Refugiadas en el campo de concentración francés.


Campo de concentración de Argeles Sur Mer. 1939.

A pesar de la derrota, los antifranquistas encerrados en los campos de concentración, empecinados y coherentes con sus convicciones, levantan su puño en alto. En el original puede leerse: "Civil War refugees celebrate crossing the Franco-Spanish border on arriving at the French town of.....".

Refugiados presos del campo de concentración frances de LaTour de Carol.

Refugiados presos del campo de concentración frances Chuavin número 33, en Prats de Molló.


Las autoridades francesas y sus fuerzas de seguridad sometieron a un rigurosísimo régimen disciplinario a los republiacnos y antifranquistas españoles. En la imagen puede verse a dos de ellos, castigados y atados a un poste en el interior de un campo de concentración francés.

50 comentarios:

Xabi dijo...

Tanto mi Abuelo como mi tio abuelo se reencontraron en un campo francés, el uno huyendo desde Barcelona y el otro desde Valencia, donde acabó en Argel y lo recolocaron en Francia, este reportaje me ha conmivido, y recuerdo como nos contaban que dormian a la intemperie y tenían que bañarse en el mar helado. Fue el trato de las autoridades francesas, más que del pueblo francés.

Muchas gracias por el reportaje.

Chelo dijo...

Recien me acabo de enterar que mi abuelo estuvo en el campo de concentración de St. Cyprien y Barcarés, gracias a un archivo de un expediente que encontre de el en la biblioteca del Museo Nacional de Antropologia e Historia en México, y al ver las imagenes de los campos, no he podido mas que ponerme a llorar por el sufrimiento que muchos españoles padecieron, mi abuelo cuenta que la primera vez que quizo escapar del campo lo ataron a un palo cerca de la playa, esperaban a que subiera la marea y muchos de los castigados asi morian de hipotermia, por suerte mi abuelo resistio, decia que todos estaban infestados de piojos, no tenian ropa para cubrirse de las bajas temperaturas y que tenian que dormir metiendo la cabeza entre las piernas de otro para coger un poco de calor, por fortuna al segundo intento mi abuelo logro escapar y tomo el vapor Mexique que partio de Gerona con rumbo a México. Yo no tenia plena conciencia de lo que el habia vivido hasta ver las fotos publicadas, es increible que el unico pecado que haya cometido mi abuelo, asi como todos los españoles que estuvieron presos haya sido luchar por una España libre y Democratica. Nunca le he deseado mal a nadie, pero despues de ver esto, deseo de todo corazón que Franco se este pudriendo y retorciendo en el infierno para siempre.
Felicidades por la página!!

RAMONET, ARTE Y CONSULTORIO SOCIAL dijo...

Mi abuelo se escapo de San Cyprien, aun esta vivo, tiene 86 años. Cada vez que s e lo nombro gira la cabeza, solo dice que alli la gente moria de hambre.

paco_de_jerez@yahoo.es dijo...

Gracias, Xabi.

Gracias, Chelo.

Gracias, Ramonet.

Los tres tenéis a vuestros abuelos en los campos de Francia como nexo común en vuestras vidas. Los tres sabéis lo difícil que era y es conseguir que volvieran la vista y los recuerdos atrás para rememorar sin dolor aquellos años de derrota y exterminio. Es natural que os emocionéis con estas historias. Son parte de las vuestras. Un abrazo a los tres.

ecm dijo...

mi padre, al cual tengo al lado mio en estos momentos con 78 años, estuvo en argeles sur mer con 9 años. de allí le enviaron a mexico, donde se reencontró con su padre meses despues.
gracias por la realizacion de esta pagina que nos permite dignificar el pasado de nuestros familiares.
ECM.

paco_de_jerez@yahoo.es dijo...

Gracias a tí, ECM, y sobre todo a tu padre y al suyo --que entiendo ya fallecido--, ya que con su ejemplo y su sacrificio nos mostraron la estrecha senda de la rectitud y la honestidad sobre la que hay que hollar.

Un abrazo a los dos.

Anónimo dijo...

Hola!!

Escribo para ver si puedo ponerme en contacto cona alguna persona que estuviese internado o hubiese tenido algun familiar en el campo de Argelès.
Mi abuelo estuvo alli pero consiguio escaparse.

Les dejo mi direccion m_castella@hotmail.es

Carmen dijo...

Mi abuelo José logró escapar del campo de Argeles. Vivió en Valencia, su tierra natal, hasta hace apenas 7 años. Nunca olvidaré su mirada y su silecio, un silecio que parecía recorrer cada paso de su vida. Gracias por recordar esta historia, por contarla y compartirla.

paco_de_jerez@yahoo.es dijo...

Gracias a tí, Carmen, por compartir con nosotros el terrible silencio de tu abuelo José y su estremecedora mirada, que marcaron a fuego tu recuerdo y, en buena medida, seguro que te han convertido en parte de lo que eres y de lo que persigues, que no es otra cosa que combatir el silencio y la desmemoria. No dejes de escribir y de investigar sobre tu abuelo y sobre los hombres y mujeres de su época. Y no dejes de contárnoslo. Te mando un fuerte y solidario abrazo.

Rosa dijo...

Mi padre Medín IllaSelga, Sargento Republicano, apunto su nombre por si alguien puede recordarle o darme alguna información sobre su estancia en el Campo de Sant Cyprien.
No puedo repetir sus palabras, me resulta imposible poner sobre un papel sus vivencias que raramente compartía, porque es como asomarse a un abismo, a lo más profundo de su persona. Decía que algunos enloquecieron, los días estaban vacíos y delante sólo tenían el mar y el desespero. El frío, el hambre, las enfermedades, la miseria, los abusos. No comprendían el comportamiento por parte del gobierno francés y de una parte de la población. que los trataron no como a los defensores de la República, frente el fascismo, no como refugiados, si nó como criminales de la peor especie. Recordaba con una emoción incontenible que un año el día de Navidad después de la Misa, un prisionero en su armónica toco L´Emigrant. Aquella melodía, llena de nostalgia y dulzura, casi un himno, elevándose por encima del rumor de las olas y el viento en medio del silencio y las lágrimas de hombres y mujeres con la mirada fija en el suelo o en el peñón que ya es España, la Patria perdida, la causa perdida, las vidas perdidas.
Mi padre era un hombre fuerte y de buen carácter, pudo sobrevivir y ayudar a otros. Al volver a España fue ingresado en un campo de trabajo, en Ibiza.
Conservo un dibujo que hizo del avión del piloto José Falcó. Puedo aportarlo.
Eterno agradecimiento a sus vidas y a su memoria.
Viva la República.!
Rosa Illa

Anónimo dijo...

Mi abuelo ya fallecido, dejó en sus memorias su vivencia en la guerra civil, y acabó en el campo de concentración de Argelès-Sur-Mer, según cuenta pasó mucho miedo durante toda la guerra, y la verdad es que se veía arrastrado normalmente por los demás. Cuenta que después de 6 meses en Argeles, Pidio destino para españa porque franco perdonaba a aquellos que no habian hecho delito de sangre, entonces volvió, pero después de la guerra acabó enfermando psicológicamente, la presión de esas situaciones acabó marcándolo.

Creía en Dios, y dijo que siempre estuvo con él.

Espero que Dios lo haya acogido en el Paraiso

un abrazo a todos.

Anónimo dijo...

Maryam

Mi familia tambien estaba en el campo de Argeles...
Estoy muy emocionada y me da tristeza de ver las fotografias del campo...

Anónimo dijo...

Tenia un tio, que ya murio, llamado Juan Garcia.Era analfabeto pero sabio a su manera.Cuando yo era pequeño, creo que me gustaba ya mucho escuchar, recuerdo que me sentaba a su lado cerca de la chimenea y él se liaba un cigarro y me hablaba un poco de su vida.Estuvo en Argeles sur mer.Recuerdo que me conto que una noche logro fugarse del campo(al parecer si alguien de Francia de acogia el gobierno frances hacia la vista gorda), ya que habia quedado en algun lugar con un familiar frances lejano.Cuando llego a la cita el familiar no estaba y mi tio tuvo que desandar el camino y volver al campo, donde le esperaban de nuevo us amigos entre los que habia repartido todas sus pertenencias.Todos se las fueron devolviendo una por una llenos de alegria.Él habia sido cornetin al parecer muy bueno y me contaba como por las noches tocaba "silencio" con su corneta y todos los millares de personas que alli habia enmudecian oyendose de fondo el ruido de las olas.

ALI dijo...

Mi abuelo estuvo en St. Cyprien, y a pesar de que ya no vive el dolor sigue vivo en mis venas.. gracias por darle este espacio tan especial de expresión al dolor que de cada uno se hace de muchos.. Para que jamás vuelva a pasar..

Anónimo dijo...

Mi abuelo y su hermano combatieron en el bando republicano,cuándo terminó la guerra huyeron a Francia y terminaron los dos presos en Argelés Sur Mer.Núnca hablaban sobre el terror de aquellos años,solo cósas sueltas,yo era muy pequeña, pero recuerdo dos anécdotas.Una que para aterrorizarlos y que no huyeran les echaron en la playa Un Elefánte,lo mataron y se lo comieron,otra que en el desembarco de Normandía estuvieron viendo pasar armamento bélico,carros de combate etc.3 días y 3 noches.
He estado buscándo la lista de prisioneros para buscar en ellas sus nombres, pero no la localizo en ningún sitio.¿Alguien sabe cómo ó dónde conseguirla?.Los dos murieron años más tarde en Marsella,después de reclamar a sus familias en el 45 y llevárselas a Francia con la intención de compensarlas por todo el dolor de todos esos años.

Pedro Taracena Gil dijo...

Es impresionante navegar entre TODOS LOS ROSTROS, buscando a un ser querido, en este caso a mi padre.
Según sus memorias estuvo en San Ciprián y Barcarés.
La República Francesa se portó muy mal con la República Española y sus represaliados.Muchas gracias y os enlazo con mi Blog sobre la República: http://segunda-republica-espanola.blogspot.com/

Salud y República

Pedro

fermin dijo...

Mi abuelo: Eduardo Vázquez Amado.lider anarquista de Gijón,murió en Argeles.Gracias a tu lucha abuelo,ahora todos somos un poco mas libre.Siempre te tendré presente a pesar de no haberte conocido.Salúd y república

Anónimo dijo...

AniExcelsior: Desde Murcia. Mi entrañable amigo José Ramírez Palop quería luchar por la República pero el médico dijo que no daba la talla. Se puso a llorar y le enviaron a transmisiones. Llegó a Cataluña derrotado y casi muerto. Una mujer lo llevó a su casa, le bañó, le curó los pies como pudo y continuó camino de Francia. Al no poder continuar, un compañero del que siempre recordaba su cara, se lo echó al hombro y, bajo el tiroteo fascista, consiguieron pasar la frontera. Estuvo en un campo de concentración lleno de miseria (piojos, etc.), pasando hambre, frío y durmiendo enterrado en arena. Los argelinos eran los guardianes del campo y, si pillaban a uno solo, lo violaban, así que para ir a “las letrinas” iban entre 3 y 4 juntos. Desde entonces sintió un enorme desprecio al país de la libertad, la igualdad y la mierdá y advirtió a sus guardianes que ahora les tocaría a ellos sufrir por no haber ayudado a la República. Los falangistas venidos de España, convencían a muchos de los presos para que volvieran a su país. Lo hacían y aunque no habían matado a nadie, al ser cargos como alcaldes, etc., eran pasados por las armas. Así le pasó al alcalde Piñuela de Murcia. Ramírez volvió a España y tuvo que hacer la mili de reeducación 3 años que, junto con los de guerra y exilio sumaron 9. Aquí tenía que presentarse cada 15 días en el gobierno militar y cantar el "VivaSpaña" y el "Cagasol" y lo de “Spain1, Spain2 y Spain3”. Cuando en 1972 me oyó cantar “A las barricadas” mientras trabajábamos, me previno de las consecuencias. Le conté que era clandestina y él se explayó conmigo. Su ilusión: ahorrar todo lo que pudiera para hacer en coche y con todo lujo el viaje de la diáspora a lo señorito para demostrar al dictador que no había vencido. Por desgracia nunca apunté los nombres de sus amigos de infortunio porque los pondría aquí por si a alguien le fuera familiar. Dejo este testimonio en nombre de José Ramírez Palop, Murcia, y de todos los que lucharon por la República que tanto costó conseguir y que no querían renunciar a ella.

Anónimo dijo...

AniExcelsior: Desde Murcia. No hay nada tan interesante como hablar con una persona de 90 años ya cumplidos. Anarquista de convicción ideológica antes y ahora. Desmemoriada y desapasionada de los tiempos presentes pero con una nitidez prístina de las cosas pasadas que en su momento le abrumaron. Eso me ocurrió ayer, 3 de enero de 2012. Me encontré con el hermano de José Ramírez Palop; nos dimos un abrazo porque cuando yo le conocí era una cría y se sorprendió de que ya estuviera en la clandestinidad, comunicado por su hermano. Le dije de tomar un carajillo pero sólo aceptó un descafeinado con leche pues debía de cuidarse. Hablamos y lo volví a meter en la guerra y la represión. Platicaba pausadamente y con tristeza y me contó algunas cosas, muy pocas. Estando en el frente avanzando contra los parapetos fascistas vio cómo al compañero de al lado le volaron la cabeza y aún así siguió corriendo unos pasos más sin soltar el fusil y se desplomó como si se tirara a una piscina. Me enseñó una bala de avión que llevaba como amuleto porque se incrustó en tierra a sólo 20-25 ctms. de donde él estaba agazapado. Cree que mató a alguno que otro de los de enfrente pero no tiene certeza aunque se siente orgulloso. De su hermano me contó que en el último año le trasladaron de transmisiones a la batalla. Cuando iban a atacar, dejaban las mochilas en fila y, cuando regresaban, cada uno cogía la suya. El resto de mochilas eran bajas de guerra. Sí, su hermano “estuvo en Francia” pero no supo decirme el campo de concentración ni nombres de personas. Me repitió todo lo que he contado más arriba, con mínimas diferencias, y me dijo esta anécdota: su hermano, en el campo, llevaba un libro pequeño, no recuerda el título, y entre sus páginas “guardaba el condón que utilizó durante todo el tiempo que estuvo en el campo” y “lo trajo intacto a su regreso aunque tuvo que deshacerse de él porque era material prohibido”. Nos reímos de eso, de lo de presentarse cada 15 días en el gobierno militar y de otras cosas absurdas. Le dije que me hablara de él y, mirándome fijamente con esos ojos que aún tienen brillo me dijo: “otro día”. Nos despedimos con un abrazo muy fuerte y un “salud compañer@”. Le miré caminar de espaldas a mí: seco como la mojama, alto, de andar pausado y sereno y tieso como un palo de fregona recto. Me lo encuentro cada cierto período de meses, siempre por casualidad, y espero volver a verle más temprano que tarde.

Anónimo dijo...

isabel
Mis padre , mi madre junto a sus respectivas familias estuvieron en diferentes CAMPOS DE REFUGIADOS franceses , Cierto és que no se trata de un període agradable , que no era el mejor de los lugares , però tenemos que recordar que el principal responsablñe de la situación es de nuestro pais , Una vez vencida la guerra , que los mismos nacionales /falangistas provocaron , el gobierno español abandonó a sus suerte a sus conciudadadnos ,
De quien és la responsabilidad? ,
No quero excusar el gobierno frances , pero muchos de estos republicanos se integraron en la sociedad francesa , no pudiendo regresar a su pátria si no era con una condena de prisión o de muerte .

Que hacemos hoy en dia, nosostros con 5 pateras que nos llegan de emigrantes, Que hariamos con la llegada de medio million de personas de otro pais , en pleno siglo XXI , que hariamos ?

Francisco Bech dijo...

Hola soy de Panamá pero de raices de cataluña mi abuelo con sus hermanos eran de barcelona y lucharon con el ejercito republicano.

mi padre nacio en Panamá pero me a contado muchos detalles de la vida de mi abuelo,
junto con su esposa y varios hermanos, al caer barcelona pasaron a campos de concentracion en francia, antes de venir a america.

Encontre que uno de los hermanos de mi abuelo partio en el "stranbrook" el barco ingles que salio de alicante, pero me gustaria saber si existen listados de los campos de concentracion ,para saber en cual de ellos se quedaron durante ese tiempo.

si alguien tiene información se lo agradeceria, me puede escribir a dtbech@hotmail.es mi abuelo se llamaba Antonio Bech Carrera. saludos a todos, muchas gracias

Anónimo dijo...

Pues básicamente, lo que hizo el gobierno francés (y muchos franceses que lo permitieron) con los refugiados españoles de la guerra civil, fue claramente un genocidio, un crimen contra la humanidad. Que debería de reabrirse legalmente a nivel judicial,
y que debe de explicarse en los libros de historia como lo que fue.
Un asesinato intencionado en masa de sed y de hambre.

Anónimo dijo...

Hola acabo de llegar de un viaje para homenajear a todos y todas las republicanas que pasaron por Argeles. Hemos estado horas llorando . . . no podemos olvidar tanta crueldad. Y, creer el la humanidad a traves de la que ocurrio en la maternidad de Elna donde nacieron y vivieron 597 hijos de la republica. Viva la libertat!

RatPenat dijo...

Mi padre ya fallecido me contó que salió huyendo igualmente de Barcelona con el ejército, él era miembro de una unidad de carabineros o guardias de asalto motorizados que estuvo siempre donde el Gobierno de la Republica se asentó. El último lugar fue Barcelona como he comentado, desde donde fue a Francia cruzando la frontera hasta un campo de concentración al lado del mar. No recuerdo el nombre del lugar, pero si que me habló que divisaba un castillo, que eran custodiados por tropas africanas coloniales francesas y algunos gendarmes, que les trataron muy mal y que las condiciones higiénicas eran deplorables además de la alimentación. Cuando le dieron la libertad después de unos meses y la oportunidad elegir entre quedarse en Francia o volver a España, escogió esto último, lo que le costó una temporada en un campo de concentración en España, y tres años forzosos de servicio militar en Castellón de La Plana, luego regreso a su ciudad en Valencia hasta que falleció en Junio del año 1974 a la edad de 59 años, pues los años de guerra, la estancia en el campo, y la pos-guerra parece ser que le dejaron secuelas físicas que hicieron que muriera a esa edad. No disfruto plenamente de la juventud, y no llegó a la vejez.

Río Cuzna dijo...

Por Favor, si alguien tiene alguna historia escrita sobre Argelés sur Mer, y tiene la amabilidad de compartirla conmigo, le estaría enormemente agradecido . Yo tengo el libro de Laura López Romero, pero me faltan datos.
Mi padre estuvo en Argelés.
Gracias por leer mi petición.

Anónimo dijo...

En la Fundación Pablo Iglesias de Alcalá de Henares tienen los Archivos

Anónimo dijo...

Mi padre estuvo en Argelès sur Mer. Hay archivos en la Fundación Pablo Iglesias de Alcalá de Henares, en Madrid

Anónimo dijo...

hola a todos mi abuelo estuvo en sant cyprien alguien me puede informar si existen archivos de republicanos en campo concentracion san cyprien gracias

Montse Sebastián dijo...

Mi padre, Samuel Sebastián Mata, estuvo en Argelers desde febrero de 1939 hasta agosto del mismo año. Era jugador de futbol en el campo. ¿Alguien podria decirme alguna cosa más sobre él?

Montse Sebastián

Anónimo dijo...

Hola Naci en Rep Dominicana, pais que acogio a mis padres.Ambos fallecidos.
Mi padre estuvo en Argeles Sur Mer y me contaba todas las penurias y sufrimientos que paso ahi. Me decia que lo custodiaban africanos. Tengo algo que el escribió para mi madre, y decia ; "Con ansias de libertad para estar entre tus brazos"
Gracias por haber reunido todo este material acerca de ese campo.
Antonio Jimenez

Anónimo dijo...

Mi abuelo fallecio poco despues de huir de argeles, debido a que al faltarles el agua se veian obligados por la sed a beber del mar, destrozandole los riñones
En su memoria os estare eternamente agradecido por mantener viva la memoria que otros intentan ocultar
GRACIAS

Gisela dijo...

Mi abuelo, Francesc Planchart estuvo en Argeles-Sur -Mer, huyó de ahí y regresó a Barcelona. Nunca habló del campo, no podía ni quería recordar tanto sufrimiento. sólo hablaba del día que junto con otro compañero se escapó, aprovechando que llovía y la guarda senegalesa estaba dentro d elos barracones.... si alguien coincidió con él, me gustaría saberlo.el murió hace ya 13 años...

Anónimo dijo...

En casa apenas hubo comentarios, el episodio quedo enterrado y si en alguna ocasion se mencionaba...siempre iba seguido con un silencio,una réflexion y un recuerdo que dejaba a mi abuelo con la mirada perdida...(Estuvo en Argeles sur mer) Nunca le oi una palabra de odio, ni un reproche... Un recuerdo para todos aquellos que lucharon para que tuvieramos democracia y libertad, nuestro mayor homenaje... Seguir persiguiendo esa libertad,aun no alcanzada, para las personas y nuestro pais. (J.Coll i Mas ACR, maestro de escuela)

Anónimo dijo...

Hola.Cuando era pequeño mi abuelo me dijo que estuvo en un campo de refugiados de Francia,pero no se cual.Se llamaba Diego Lopez Lopez y natural de Almería pero estuvo en la batalla del Ebro.Me sabe mal que no este vivo para preguntarle sobre el tema.Yo era muy joven cuando me lo dijo y no pregunte más.
Gracias por vuestro trabajo

manuel moyano aguayo dijo...

HOLA yo tube casi a toda mi familia en argeles sur mer y en barcares de hecho mi abuela nacio en argeles y creo que en españa no se habla lo sufiente de lo sucedido en aquellos años de guerra solo se cuenta de la parte franquista y es una verdadera verguenza que en 2013 queden rescoldos de fascismo en españa es una atrocidad lo que paso en nuestro pais y se deberia recordar con mas frecuencia para saber de nuestro pais de nuestra dura y desgarradora historia bañada en sangre

Anónimo dijo...

hola , he estudiado historia de Francia, he estado tiempo dedicando mis estudios a la segunda guerra mundial, se ha hablado mucho de los campos de concentración para judíos, fura de Francia, en el este alemán en Polonia , en Austria, pero os aseguro que en los manuales franceses de historia jamás se habla de el trato dado a los refugiados españoles, la histtoria de Francia no lo reconoce.

Anónimo dijo...

Por la memoria de mi abuelo Jose Fabra Casanova de Valencia Sargento republicano combatió en el frente del Ebro donde fue herido . Murió siendo yo un niño por eso tengo pocos datos y porque fui a la uníca persona que llego a contar algo de la guerra, estábamos muy unidos. Me contó que paso a francia y estuvo en un campo vigilado por arabes en la playa que dormia enterrado en la arena no recuerdo si me dijo el nombre del campo. Junto con otros compañeros se fugaron y cruzaron otra vez a España y en Gerona la Guardia Civil lo detuvo y lo encarcelaron. No olvidare nunca su mirada mientras me contaba estas cosas. Un beso Abuelo

Anónimo dijo...

Acabo de llegar de Francia y me he encontrado con este correo que me mi hija me había enviado sobre los campos de concentración en Francia.
Es impresionante, porque da la casualidad que allí estuve visitando el "Musée de la Résistance et de la Déportation2 en La ville de Montauban.
Para mi fue emocionante porque vi que que los franceses reconocen lo que hicieron con los españoles.
Y por si a alguien le interesa ( y creo que si). Allí me dieron una dirección de correo donde se puede solicitar datos de algún pariente que estuvo en dichos campos.
Mi padre estuvo en el campo de Argeles Sur Mere. se llamaba Fructuoso Martín Cabero y fue Guardia de Asalto, de los que pasaron desde Barcelona a Francia.
Lo que mi padre sí nos contaba era penoso. Todo lo que he leído aquí es exactamente lo el nos dijo.Yo aun se me caen las lagrimas cuando leo relatos iguales a los de mi padre. Os mando el correo de dicho Museo ( me dijeron que mandara los datos de mi padre que me darían toda la información que tuvieran).
musee-resistance@ville-montauban.fr

Gracias a todos

Joan dijo...

Mi abuelo Joaquín era de la Quinta del Biberón. Terminada la guerra, estuvo en Argelès. Cuando Franco ofreció la posibilidad de regresar, había sufrido tanto en Argelès que no se lo pensó y regresó a Espana. Ahí pasó un tiempo preso y tuvo que reengancharse largo tiempo en el ejército hasta poder volver a la vida civil. Hablaba poco de aquella época. Sólo recuerdo el odio visceral que profesaba a Francia y a los franceses. Juró que jamás volvería a pisar suelo francés y tengo un recuerdo vívido del estado de nerviosismo y alteración en el que se sentía cuando decidimos pasar una semana de vacaciones en Andorra. La proximidad con Francia le hizo recordar cosas que se había esforzado por enterrar durante décadas. Siempre me sorprendió que una persona tan intelectual como él, pudiese tener sentimientos tan viscerales hacia los franceses. Aquello tuvo que ser increíble.

Anónimo dijo...

Mi tío abuelo también estuvo en un campo de concentración en Francia se llamaba Teodoro González Prieto, alias Fernando. Murio en junio del 44 en la batalla en Foret de Saint Leger . Era Leones. No se si alguien le conoció y pueda darme algún dato. MI CORREO ES goza-mend @hotmail.com. Por lo visto mando varias cartas y preguntaba si recicibian dinero porque por lo visto les decían que los trabajos que realizaban mandaban dinero a su familia en EEspaña. Le han hecho ya dos homenajes en ForetFFrancia como a entre otros. Se que también ha escrito sobre el Secundino Sserrano pero el libro anda descatalogado estoy intentado conseguirlo. Que pena mi abuelo muriera sin saber nunca nada de el. Por su memoria quiero sacar la mayor información posible.

Esperança Solans dijo...

Mi nombre es Esperança y acabo de saber que el padre de un amigo mío estuvo en Vendresse, en las Ardenas. Su paso por la guerra civil y después por la guerra mundial es escalofriante ya que vivió 6 años de calvario por Europa. Mi amigo intenta encontrar a la madrina de guerra (o a alguien de su familia o conocido) que le escrbió durante más de un año y que le dió ánimos para seguir adelante. Ella se llamaba Helene Robin y vivía en 3. avenue Chiris de Grasse, cerca de Niza. Si alguien puede ayudarnos, esta es mi dirección de correo: esolansbuil@gmail.com
Os lo agradecerán de corazón.

Anónimo dijo...

Mi abuelo Arturo Carenys estvo en Sain Cyprien y murió allí de tifus a los 42 años. Me gustaría saber si alguien le conoció y puede explicarme alguna cosa de él. Mi mail: nairobi62@hotmail.com
Muchas gracias

Anónimo dijo...

mi padre estuvo en un campo de playa vigilado por senegaleses, habló poco de ello, tampoco demasiado de su periplo por francia durante la guerra, era ingeniero, capitán del 15 batallón de obras y fortificaciones, estaba en Paris cuando fué liberada, estoy intentando hallar su rastro, pero es muy dificil porque cuando huyó del campo, cambió de nombre, como había estudiado en Francia y Alemania, hablaba los dos idiomas, volvió clandestinamente en el año 1945, fué depurado y expulsado menos mal que en su ausencia. a sus hijos nacidos después de 1949, todavía nos llamaban los hijos del "rojo". gracias

Héctor Muñoz Anaya dijo...

Mi padre, Luis Muñoz Vigón estuvo en Argeles Sur Mer. Más tarde regresó a España donde fue encarcelado. Tuvo que enrolarse en la División Azul para seguir vivo...

Por desgracia, hace ya muchos años que mi padre murió y yo estoy intentando reconstruir su vida a partir de las pocas informaciones que me dio. Nunca quiso hablar de estas cosas, salvo raras excepciones.

Si alguna persona pudiera darme alguna información, me haría muy feliz.

Gracias por anticipado,

Héctor Muñoz Anaya
hectorprofesor@yahoo.es
Barcelona

Guadalupe dijo...

¿Existe alguna base de datosde refugiados republicanos en los campos de concentración franceses?
Busco a una persona que estuvo en uno de ellos pero desconozco cuál exactamente.

Anónimo dijo...

Mi madre Carmen y su hermano José María, fueron enviados a un campo de concentración en Francia por sus abuelos, ya que el padre de ellos, mi abuelo, IGNACIO MIQUEL DOMENECH, estaba preso en Valencia por intentar comprar una barca para ayudar a sacar a republicanos hacia Francia, él continuó luchando para salvar la vida de sus compañeros de armas y nos contó mi madre de las penurias que pasó con su hermano al que protegió tenázmente y del cual no se separaba ni un segundo,mientras estuvieron allí. Cuando intentaron enviarlos a Rusia, como a otros muchos niños de esa trágica historia, ella con una valentía y agarrándose fuertemente de su hermano, opuso una feroz resistencia, gritando que sabía el lugar donde se encontraban sus padres, logrando que se pusieran en contacto con ellos y así fueron devueltos a Barcelona.
Ambos hermanos han fallecido pero cuando recuerdo su historia, como en este momento, se me empañan los ojos de lágrimas por la tragedia que tuvieron que vivir.
VIVA LA REPUBLICA!!!VIVA LA LIBERTAD!!!VIVA LA DEMOCRACIA!!!

Miguel Figueras Miquel

Anónimo dijo...

Miguel Figueras Miquel,

Disculpen obvie comentar que mi abuela viajó a Valencia para estar cerca a mi abuelo que se encontraba en la cárcel modelo y luchaba para lograr su libertad, lo cual logró, y este es el motivo por el que mi madre y su hermano se encontraban con los abuelos.

Miguel Figueras Miquel

Anónimo dijo...

Mi padre era de la Quinta del Biberón. Durante la guerra estuvo estacionado en un nido de ametralladoras cerca de la Sentiu de Sió, en el frente de Balaguer. Cuando las tropas republicanas se retiraron en desbandada, cruzaron la frontera por los Pirineos y acabaron en el campo de concentración de Argelés sur Tech. Después de un cierto tiempo, fueron repatriados a España y en una marcha a lo largo de una carretera los separaron entre los partidarios de Negrin y Franco. Me confirmó el mal trato que las autoridades francesas dieron a los presos. Me citó que en una de las revueltas que se sucedían debido a las condiciones penosas que allí existían, un oficial francés hizo rodear las alambradas del campo con vehículos blindados ametralladores y buscó a un preso que supiera francés para, a grito pelado, traducir a todos que, para el gobierno francés, no tenían ningún tipo de status. Es decir, no eran nada. Así que, o se comportaban o los pasarían a todos por las armas sin miramientos. Ya no hubo más revueltas. Mi padre, abogado de profesión, en sus años antes de morir, escribió un libro que no hemos publicado describiendo toda su aventura durante la guerra. Lo digo por sí algún familiar vuestro estuvo en la misma zona o sección militar y queréis saber mas detalles. Enhorabuena por la página. Un abrazo a todos.

Anónimo dijo...

mi abuelo murio en argentina se llamaba julio gomez conde estuvo en barcares y salio a un pueblo Bagnuls des apres ya que era panadero. si algeien tiene datos de el me gustaria conocer esta parte decla historia
gracias por recordar a los republicanos

Anónimo dijo...

mi abuelo murio en argentina se llamaba julio gomez conde estuvo en barcares y salio a un pueblo Bagnuls des apres ya que era panadero. si algeien tiene datos de el me gustaria conocer esta parte decla historia
gracias por recordar a los republicanos